Julio 29, 2016

Como “necesario y una buena oportunidad” para el país calificaron la posibilidad de crear áreas metropolitanas

La imperiosa necesidad de abordar los problemas derivados del crecimiento explosivo de las grandes ciudades, expuso la directora del Departamento de Planificación Urbana de la Universidad de Harvard, Diane Davis, durante su intervención en el panel “El Futuro de las Áreas Metropolitanas en el Contexto del Sur Global”.

Así lo señaló la experta estadounidense en la jornada de cierre del Congreso Internacional de Áreas Metropolitanas que se efectuó en la sede del ex Congreso Nacional, en Santiago, y que fue organizado por la Subsecretaría de Desarrollo Regional (SUBDERE).

En su presentación, Davis dijo que la creación de áreas metropolitanas “es un paso inevitable en todo proceso de descentralización, ya que las dificultades que están provocando la expansión de los centros urbanos sobrepasan las capacidades municipales”.

Agregó que esta es una batalla de largo plazo que no solo involucra a los agentes públicos, sino también al sector privado y en este sentido, indicó que el primer paso para la institucionalización de las áreas metropolitanas “es entender los beneficios de la gobernanza metropolitana”.

Al respecto, Diane Davis afirmó que el éxito de una iniciativa de este tipo tiene que ver “con la coordinación y la relación que exista entre los distintos niveles que la conforman”, aunque precisó que no es fácil constituirla ni mantenerla en el tiempo.

Cabe destacar que durante su intervención la especialista también contó su experiencia al frente de un plan de viviendas sociales que se está implementando en las ciudades mexicanas de Aguas Calientes, Oaxaca, Tijuana, Cancún, Mérida, Guadalajara y Monterrey.

Sobre este tema, explicó que las áreas metropolitanas “son una buena oportunidad para hacer algo en vivienda, ya que la vivienda es el patrón de la ciudad y tiene que hacerse a escala de la ciudad y no del país, ya que cada realidad es particular”.

Por su parte, el arquitecto Luis Valenzuela, académico de la Universidad Adolfo Ibáñez, manifestó que el gran desafío que demandan las áreas metropolitanas “es hablar de los sujetos de la ciudad, donde hay brechas crecientes, y no de los objetos de la ciudad, de manera de crear más espacios para los ciudadanos”.

Añadió que hoy el gran problema es que las ciudades que forman las conurbaciones aparecen divididas como si no coexistieran. “Esa es la realidad que afecta a las 23 mega ciudades que hay en el mundo, las que representan el 11 por ciento del PIB global y, en menor medida, a las 577 ciudades intermedias, que constituyen el 50 por ciento del PIB mundial.

No obstante, precisó que si bien las ciudades se han hecho más complejas y se han convertido en grandes metrópolis, “no se puede decir que en Chile tenemos mega ciudades”.

No obstante, Valenzuela aseguró que nuestro país debe estar alerta y tomar medidas. “Por lo tanto, con la creación de las áreas metropolitanas tenemos una gran oportunidad para prepararnos para las dificultades que podemos encontrar más adelante”, enfatizó.

En este sentido, llamó la atención de que en Chile no haya planificación urbana, sino zonificación de suelo que solo se reactiva cuando hay un proyecto de inversión. Asimismo, criticó que tampoco existan instancias de verdadera participación ciudadana en los asuntos de la ciudad, sino solo instancias de información.

Cabe destacar que con las exposiciones de Diane Davis y Luis Valenzuela se puso término al Congreso Internacional de Áreas Metropolitanas que organizó la SUBDERE.